¿Sedición en la Asamblea?

En la Asamblea Franquista ya no sorprenden ciertas acciones y actitudes de algunas fuerzas políticas empeñadas en imponer sus agendas propias y otros propósitos en rastreo de hegemonía y de apuntar a las próximas elecciones.

Su presidenta, Guadalupe Llori, abona, una vez más, ese dominio fangoso, ahíto de trabas, de intentos de conspiración y de escasa producción legislativa.

Ella denuncia la intentona golpista de un camarilla de asambleístas de Pachakutik. Amigo con la bancada de Unes -el movimiento del correísmo- intentarían sacarla de la presidencia de la Asamblea, sumando el apoyo de socialcristianos.

El Asamblea, en cualquier país demócrata es el epicentro del debate político.  

Pero ese debate, irreconciliable a veces, deja de ser tal si de por medio, como lo revela Llori, rastreo de guisa soterrada romper la democracia, ignorando las causales previstas en la Constitución y en el situación procesal de la Función Legislativa.

publicidad

Ella es parte de Pachakutik, movimiento dividido entre quienes, de alguna forma, concuerdan con las teoría del gobierno, y aquellos radicales hermanados con Unes, en manifiesta contradicción si se consideran los historial, entre ellos la persecución durante la período correísta.  

La manzana de la discordia es el Consejo de Décimo Ciudadana cuyo control, dadas sus atribuciones para designar a autoridades fundamentales (contralor, fiscal, procurador, CNE, por ejemplo), todos quieren tenerlo.

Un coideario y rival de Llori planteó, sin éxito se nombre una comisión para revisar las actuaciones del Consejo de Filial Legislativa, a fin de apurar el citación a proceso político a la nueva mayoría del CPC, por encima del orden ya establecido.

Mientras, la Comisión de Fiscalización denunció el intento de reorganizar las Comisiones, esta en particular, para trastocar el orden del citación a juicios políticos.

De todas maneras, el CAL ya aprobó la solicitud de proceso político en contra del CPC cuya nueva mayoría se apresta a acelerar el concurso para designar al contralor. Y los supuestos “conspiradores” querrían evitarlo.

Fuente: https://elmercurio.com.ec/2022/02/21/sedicion-en-la-asamblea/