Luca Pallanca, el filántropo que ayuda a 200 personas todos los días

Foto: Luca Pallanca. (Foto: Todos somos uno).

Son las 9:00 am y en las calles Presidente Córdova y Borrero se ve una gran línea que parte de la esquina. Aproximadamente 200 personas hacen fila para recibir comida en el restaurante “Pizza y focaccia”. Allí se puede ver un grupo de trabajo que pide cordialmente orden a las personas que están esperando el café, Pizza y una bolsita de arroz.

Cuando se abren las puertas de este restaurante, sale Luca Pallanca, quien sin lista y sin distinción de edad o nacionalidad comienza a entregar las donaciones del día. Pallanca es el principal portavoz de “Todos somos uno”, que, si bien no es un fundamento desde los parámetros legales, las grandes empresas le otorgan tal reconocimiento por su labor.

Luca, de nacionalidad italiana, llegó a Cuenca hace nueve años. “Me siento totalmente integrado a la ciudad, aquí nació mi hijo, él y los voluntarios de Todos somos uno Son mi familia ”, dice Pallanca.

Para Luca, la motivación por ayudar a la comunidad surgió de forma natural cuando comenzó a hacer pequeñas donaciones a las personas que pasaban frente a su restaurante. Considera que esta es la fuente de su éxito, ya que logró gestionar una reputación positiva con los ciudadanos de Cuenca.

Se estima que el grupo de “Todos somos uno” prepara alrededor de 400 kits de alimentos al mes para entregarlos a las familias de los barrios rurales. Por otro lado, tienen un proyecto para ayudar a los niños que han sufrido repercusiones académicas por la pandemia donde se han donado computadoras y teléfonos celulares. De igual forma se han gestionado espacios de estudio como una de las salas de la Unión Nacional de Educadores del Ecuador (UNE).

También hay una priorización hacia el área de salud, que cuenta con 25 médicos y dentistas, además de un equipo de psicología.

Pallanca nos explica sobre la masificación mediática de su trabajo comunitario: “La pandemia fue el colmo para socializar las donaciones en la ciudad. Nunca buscamos dar limosna, pero a la esperanza y al público eso le gusta ”.

“Todos somos uno” Cuenta con más de 50 colaboradores, que se suman a las diversas alianzas estratégicas con universidades, supermercados y entidades de salud. Pese a ello, Luca Pallanca afirma que cuenta con miles de voluntarios, porque cuando se requiere ayuda, todos los cuencanos están dispuestos a cooperar.

Uno de los aspectos a considerar para Pallanca es el apartidismo que presenta en sus funciones, ya que, debido a su popularidad, diversas figuras políticas han buscado vincularse con él.

“Muchos políticos están interesados ​​en trabajar con nosotros para captar votos y lograr un mayor acercamiento con el sector rural, pero, en Todos somos uno Creemos que este trabajo debe ser sin fines de lucro ”, concluyó Pallanca.

Por: Ibrahim Rodríguez El Khori

@Rodriguez_Khori

.