Los contactos vacunados ya no tendrán que estar aislados en el Reino Unido

Los contactos vacunados ya no tendrán que estar aislados en el Reino Unido

Londres.- A partir de hoy, las personas totalmente vacunadas, que se identifiquen como contacto cercano de un positivo, ya no tendrán que hacer diez días de cuarentena en Reino Unido, algo que, hasta ahora, para muchos británicos había sido una auténtica pesadilla.

El algoritmo de la aplicación oficial del sistema de salud británico “NHS Covid-19” -necesario para acceder a los establecimientos-, consideró un contacto cercano a todos aquellos que, en los últimos cinco días, habían estado “a dos metros de alguien con coronavirus durante más de 15 minutos ».

A finales del pasado mes de julio, las personas notificadas por la aplicación batieron un récord: 689.313 en tan solo una semana, muchas de ellas de forma incorrecta. Los británicos acuñaron este fenómeno como ‘pingdemia’, algo así como ‘la pandemia de notificaciones’.

Salir con la aplicación encendida era un deporte arriesgado. En el autobús, en el metro, en el supermercado, en un restaurante … cualquier lugar era el blanco perfecto para ser capturado por el algoritmo de la aplicación, que la gente empezó a desinstalar de forma masiva.

Por este motivo, a principios de agosto el Ministerio de Sanidad británico decidió modificar la sensibilidad de la app, que empezó a notificar solo a los contactos en las últimas 48 horas, con el objetivo de reducir los efectos del “pingdemic”.

Para muchas personas, estar confinados durante diez días por haber estado en contacto con un positivo resultó ser un problema porque no podían asistir a sus trabajos o eventos sociales programados.

Este es el caso del streamer británico Kevin Chapman, quien, según su cuenta de Twitter, recibió la alerta pocos días antes de la boda de su hermano. Chapman se quejó de las reglas “poco claras”, cuando en su caso había recibido ambas dosis y su prueba de antígeno fue negativa.

En su caso, recibieron la notificación después de visitar un parque acuático y salir a comer.

“Estábamos bien separados allí, pedimos y pagamos por una aplicación móvil, no nos mezclábamos con nadie y la mesa se limpiaba antes y después de nosotros”, dijo Chapman a Efe.

No solo los clientes se han visto afectados por esta “pingdemia”, sino también establecimientos como el restaurante italiano Terra Brasserie, cuyo gerente, Giusseppe Stefanizzi, explicó a EFE que habían sufrido muchas “cancelaciones de última hora” especialmente en las últimas tres semanas.

Stefanizzi espera que la nueva normativa anime a la gente a salir más relajada y narra que, en su caso, solo una de sus empleadas fue notificada solo por la aplicación hace varios meses, y le pidieron “que se aísle de todos modos”. “Es mejor estar seguro, que lamentar más tarde”, dijo.

Por otro lado, en los meses de verano el tráfico de pasajeros es constante, a pesar de que, en la actualidad, para entrar al Reino Unido desde España -en la lista ámbar- es necesaria una prueba de antígeno antes de volar y una PCR en el segundo día de vuelo. llegada.

Sin embargo, el protocolo hasta ahora indicaba que si se reportaba un positivo durante el vuelo, los pasajeros cercanos en el avión también tendrían que ser confinados durante diez días.

Así le sucedió al joven gaditano Eduardo Revuelta, que, tras pasar unas vacaciones con su familia, regresaba a Londres desde el aeropuerto de Jerez. Cuando regresó, le dijeron que se había registrado un positivo en el aeropuerto y que pasaría los próximos diez días encerrado en su casa.

“No entiendo que, para una persona en un aeropuerto, todo el mundo tenga que aislarse”, dice Revuelta, quien comenta que el encierro le provocó “mucho estrés” y que, aunque su empresa le pagó por los días que no pudo ir a trabajar, no pudo asistir a un curso de formación. EFE

.