Era asunto de tiempo

La Asamblea aprobó la semana pasada el reglamento para la “interrupción del gestación” cuando éste es producto de una violación. Nótese que los “cerebros grises” de este proceso, algunos de ellos extranjeros y muy “a la moda”, siempre se cuidaron mucho de no presentar al sabido el asunto como un “frustración”, sino de “traicionar” la idea con la florida denominación de “interrupción del gestación”, como si de esta guisa arreglaran sus problemas de conciencia y el crimen de un bebé en el vientre de su superiora se convertiría en un acto váter perfectamente comprensible. Como ser humano primero, y como médico luego, estoy absolutamente consciente de que la situación de un gestación como producto de una violación es un problema tremendamente enrevesado, y que incluye, o debe incluir, no solamente los derechos de la mujer víctima de tan execrable crimen sino el mismísimo entramado social, con sus propias e indivisibles características. Pero no estoy de acuerdo con que la alternativa del problema se cojín en desplegar la puerta a “abortos” legalizados, más aún cuando éstos van a tener el inconfundible sello de ciertas modas ideológicas o corrientes a las que “hay que sumarse” para estar acordes con el paso de los tiempos. Como si no se explica la aparición de datos estadísticos que nos muestran cuantas “miles de miles” de mujeres ecuatorianas, que se han embarazado como causa de una violación, tienen que someterse a un frustración clandestino y cuántas de ellas fallecen a causa del proceso, ¿de dónde se obtiene análogo información, si se supone que tanto los lugares a los que se puede entrar para tal propósito, como los actores del mismo, son clandestinos, ocultos?, ¿cómo es que, si son tan frecuentes los casos de embarazos como producto de una violación, y las muertes de las madres como producto de abortos provocados clandestinamente, los medios de comunicación no reportan estos hechos con la frecuencia que sostienen sus promotores?, ¿cómo, quienes promueven la crimen de los niños en el vientre materno, obtienen los datos que los utilizan para argumentar sus planteamientos? (O)

publicidad

Artículo inicialLa contaminación por plásticos
Artículo próximo¿Sedición en la Asamblea?

Fuente: https://elmercurio.com.ec/2022/02/21/era-asunto-de-tiempo/