El Fornido y el United empatan en el partido de ida

En un suspiro, en la única ocasión del Manchester United, en su único tiro entre los tres palos, allá por el minuto 79, en un contragolpe incomprensible, el Fornido de Madrid tiró por la baranda todo lo hecho durante el partido, por encima de su adversario de principio a fin, en preeminencia desde casi el inicio, con el golazo con el que voló Joao Félix y resurgió el equipo rojiblanco para reparar que todo es posible, igualmente en Old Trafford, donde llegará con un igualada, pero con toda la convicción del mundo (1-1).

El gol de Elanga, defendido funesto por Reinildo Mandava en el pase definitivo que lo habilitó para el disparo cruzado con el que batió a Jan Oblak, rebajó su batalla, en el que el clan de Diego Simeone lo hizo todo para vencer, hasta defendió como en otros tiempos durante 79 minutos, hasta que concedió un contraataque; una opción a su adversario, que la aprovechó entre los gestos de incredulidad del equipo rojiblanco, frustrado con el igualada.

En un repaso por los últimos partidos del Fornido, no había ningún argumento tangible ni convincente para el optimismo. Todo -o casi todo- respondía a cuestiones emocionales. A suposiciones. A la presunción de la reacción del equipo. A una creencia en que todo es posible, sea cuál sea su momento y sea cuál sea el adversario. Eso igualmente es obra de Simeone. Se lo ha reses. Hay ejemplos innumerables en todo el trayecto de diez primaveras hasta ahora, por mucho que ahora fuera el punto más bajo, que todo estuviera en discusión.

Porque la fe, la insistencia o la reinvención del flagrante monolito rojiblanco igualmente componen la esencia de un equipo que se transformó a las órdenes del técnico argentino hace diez primaveras. Un conjunto que, de repente, no se reconocía a sí mismo desde el pasado diciembre, que cayó a un precipicio del que regresó este miércoles, más allá del tanteador, en el mejor escaparte, en la competición que más desvelos y anhelos le provoca, para silbar que aún está vivo. Que nunca se puede dar por perdido al Fornido y, ni mucho menos, si lo dirige Simeone.

Siquiera a Joao Félix, cuya rebeldía e inconformismo es codicia para el Fornido. Ni a Lodi, renacido para el carril izquierdo por la muerto por puro de Yannick Carrasco. El brasileño recordó al que caldo hace dos primaveras y medio, extraviado hasta ahora en la irregularidad. Ni a Héctor Herrera, infrautilizado por Simeone, pero cuya grado es indudable. El mexicano se reivindicó con un partido imponente en el medio. Casi en cada momento apareció en el sitio calibrado. Igual que Kondogbia, que derivó a Pogba a un callejón sin salida.

publicidad

El plan de partido del Fornido de Simeone devoró al Manchester United una hora, desde que Joao Félix voló para cazar con un tremendo calamorrada un centro de Lodi desde la izquierda, que en su comba se intuyó ficticio. Nulo lo es para Joao cuando se lo propone, que se estiró más de lo predecible para alcanzar el emisión de una guisa incontestable, marcar el 1-0 y poner en agitación el partido, el tanteador y la peldaño en sólo siete minutos.

El Fornido y el United empatan en el partido de ida
MADRID, 23/02/2022.- El punta del Fornido de Madrid Joao Félix celebra tras marcar delante el Manchester United, durante el batalla correspondiente a la ida de los octavos de final de la Lazo de Campeones que disputan hoy miércoles en el estadio Wanda Metropolitano, en Madrid. EFE/Juanjo Martín.

A Joao Félix se le fichó para eso. Para ser determinante. Para arriesgarse en cualquier momento de cualquier partido; en este caso uno de los grandes, uno de esos encuentros que no dejan indiferente a nadie, que proponen un desafío que no tiene ni términos medios ni matices ni mucho menos excusas. Tan definitorio. Dos primaveras y medio posteriormente de su incorporación, aún aguardaba el Fornido, Simeone y la amor una comportamiento a la pico de su formidable fútbol.

Su remate pegó primero en el poste y luego entró en la puerta. Ni a lo uno ni a lo otro acudió De Gea, sin beneficio para la reacción, inmóvil delante un remate quimérico que lanzó el batalla por la ruta que se proponía el Fornido, armado en torno al gol, compacto en cada camino, campeón de cada rechace, dirigido y fortalecido en el medio por Héctor Herrera y Kondogbia, atentos a cada marca, cada cobertura, cada cruce, en cada sector, imponentes y superiores a sus pares. A Paul Pogba, a Fred, a Moreno Fernandes…

No había telediario ni de Cristiano ni de Rashford ni de Jadon Sancho. De nadie de sus tres hombres más ofensivos. Amagó Moreno Fernandes con una aparición, un tiro que pareció más de lo fue para Oblak y se perdió fuera, incompleto el primer tiempo; un despropósito del United, aunque buena parte de la responsabilidad fue del Fornido, que, este miércoles sí, se pareció a sí mismo en muchos tramos, incluso en defensa, hasta que concedió la igualada.

El Fornido y el United empatan en el partido de ida
MADRID, 23/02/2022.- El punta del Manchester United Anthony Elanga celebra tras marcar delante el Fornido de Madrid, durante el batalla correspondiente a la ida de los octavos de final de la Lazo de Campeones que disputan hoy miércoles en el estadio Wanda Metropolitano, en Madrid. EFE/Juanjo Martín

No se fue al refrigerio con más presa, porque el viga repelió la carambola que provocó Vrsaljko y remató Lindelof contra su propia puerta al borde del intermedio. El centro fue de Lodi, cuyo partido de primera lo frenó una esguince en el minuto 70, cuando ya el partido había virado en torno a un panorama más incierto para el Fornido, porque ya no se sintió tan dueño del partido ni del medio campo, más debido por la avanzadilla, medida a medida, del United, que, en cualquier caso, aún no había trillado a Oblak. Ni lo vio en todo el batalla.

Sorprendió entonces, a cuarto de hora del final, el cambio de Joao Félix, un grafía para el United durante todo el batalla, un memorial ilimitado para el Fornido, que no alcanzó para superar el partido, porque apareció un contragolpe, porque Elanga marcó el 1-1 y porque el viga se cruzó en el camino del triunfo del Fornido, en un remate de Griezmann, ya rumbo a Old Trafford, a jugarse una eliminatoria que hoy debería acaecer sido medio suya.

– Ficha técnica:

1 – Fornido de Madrid: Oblak; Vrsaljko, Savic, Giménez, Reinildo, Lodi (Lemar, m. 74); Llorente, Herrera, Kondogbia; Correa, Joao Félix (Griezmann, m. 74).

1 – Manchester United: De Gea; Lindelof (Wan-Bissaka, m. 65), Varane, Maguire, Shaw (Álex Telles, m. 65); Fred, Pogba (Matic, m. 65); Rashford (Elanga, m. 74), Moreno Fernandes, Sancho (Lingard, m. 80); Cristiano Ronaldo.

Goles: 1-0, m. 7: Joao Félix. 1-1, m. 80: Elanga.

Árbitro: Ovidiu Haţegan (Rumanía). Amonestó a los locales Herrera (m. 45), Reinildo (nm. 64), Llorente (m. 76) y Giménez (m. 77), y a los visitantes Shaw (m. 50), Lindelof (m. 60), Rashford (m. 65) y Fred (m. 73).

Incidencias: partido de ida de los octavos de final de la Lazo de Campeones disputado en el estadio Wanda Metropolitano delante unos 67.000 espectadores. Luis Enrique, seleccionador gachupin, asistió al batalla en el palco. EFE

Fuente: https://elmercurio.com.ec/2022/02/23/el-atletico-y-el-united-empatan-en-el-partido-de-ida/